Ell 22 de noviembre de 1922, día en el que se establece en la capital aragonesa una sociedad de amigos de la fotografía,  y que recibe el nombre de Sociedad Fotográfica de Zaragoza. Era un momento largamente esperado y preparado en las conversaciones que se realizaron en el Café Gambrinus de la Plaza de España por el capitán de Infantería Julio Requejo, el farmacéutico Gabriel Faci y el ingeniero Francisco Rived. Unos meses después, en junio de 1923, se presentaban en sociedad con un discurso de Manuel Lorenzo Pardo que había sido nombrado primer presidente de la Sociedad.